Customizable: más allá del “hecho a la medida”

¿Es posible hacer un vestido de novia en al menos un mes, ajustado a tus sueños y que llene las ilusiones de todos los involucrados en una boda: novios, padres, familiares y amigos? Nos atrevemos a afirmar que sí.

En el 2019 nuestros más de 20 años de experiencia cuentan, para ofrecerles un traje único, hecho a la medida y con todo el respaldo dedicación y calidad que nos caracteriza.

¿Que marca la diferencia?

Hoy pareciera que no hay tiempo para preparar un traje con meses de antelación. En un mercado tan cambiante cada minuto cuenta y estamos viviendo de forma tan acelerada que una respuesta o un logro lejano nos parece imposible y hasta temerario.

Hoy tenemos que ser eficientes en el uso de todos los recursos manteniendo la calidad en la confección de nuestras creaciones. La clave de nuestra propuesta consiste en pensar en un vestido base ornamentado con complementos hechos a mano que le sumarán distinción y elegancia al traje.

Customizable: una forma de trabajo

Nosotros desde nuestro atelier ofrecemos una forma de trabajo que denominamos customizable, como respuesta a la dinámica que nuestra realidad impone.

Esta forma de trabajo nos permite idear un vestido base, hecho a la medida de la novia, quien puede escoger variados tipos de complementos para personalizar su traje: sobre falda, capa, velos e inclusive mantillas para aumentar el volumen y vistosidad.

La idea es que al retirar estos complementos (generalmente para la recepción) se impacte a los invitados con un modelo completamente distinto al del acto eclesiástico.

5 preguntas básicas de la propuesta Customizable:

1) ¿Es un vestido hecho a la medida?

Claro, el vestido base es hecho completamente a la medida, pero vamos más allá, porque podrás personalizarlo incluyendo complementos que los harán único e inolvidable.

2) ¿Se requiere más tiempo para ver el vestido terminado?

No. El ahorro en tiempo es significativo, incluso hemos tenido experiencias que en 30 días la novia puede lucir el vestido de sus sueño, sin que esto represente el estrés más grande del momento.

La clave se encuentra en que los complementos con los cuales la novia personalizará su traje ya están realizados, y estos, por sus características de confección que incluyen bordados y aplicaciones en pedrería son los que requieren mayor dedicación y, por supuesto, tiempo de trabajo.

Al tenerlos a la mano solo te demoras en combinarlos y escoger el complemento que mejor te convenga y satisfaga tus necesidades.

3) ¿Es muy costosa esta forma de trabajo?

De ninguna manera, ya que cuentas con la opción de alquilar los complementos siendo esta una forma de hacer economía, manteniendo la elegancia y espectacularidad requerida para ese día.

4) Específicamente ¿de qué hablamos cuando decimos complementos?

Faldas, sobrefaldas, mantillas, velos y capas. Incluso si no tienes un corpiño decidido para tu vestido, te podemos ofrecer algunas propuestas elaboradas para ayudarte a concretar tu idea.

5) Y si no deseo alquilar los complementos

No hay problema, no tenemos inconveniente en ello. Si tu idea es conservar tu traje tal cual como lo luciste ese día porque es tu decisión o para cumplir algún ritual familiar, lo podemos hacer sin problemas. Como siempre decimos, es tu decisión.

Finalmente, para lograr un traje a la medida en corto tiempo y de un alto nivel de elegancia y vistosidad es necesario:

¿Te gustó? Compártelo en tu red preferida.....

agosto 12, 2019