Si te casas y tienes dudas con la confección del vestido por tu talla, deja atrás esa angustia, haz una cita con nosotros y comencemos a trabajar con el vestido de tus sueños.

Muchos vestidos que hemos confeccionado han sido para novias “plus”, las cuales son muy comunes en nuestro país. La tendencia de la mujer latina es un cuerpo de caderas anchas y muslos bien formados. Y, por supuesto, el atractivo “boom boom” a decir de los brasileños. Nuestros cuerpos, pueden ser delgados, pero siempre de complexión fuerte, lo cual nos hace especiales.

Por eso es más común de lo que se cree realizar trajes para mujeres “plus” y nosotros en nuestro atelier aceptamos el reto.

Porqué lo consideramos un reto:

Por diversos factores, entre ellos, la condición cultural que ha construido todo un concepto de la belleza alejado de los parámetros naturales del cuerpo de la mujer latina. Y si bien, por diversas razones, hay mujeres con unos kilos de más, nos encontramos con novias que pretenden rebajar a veces hasta el 30 % de su peso normal, solo para lucir ese día, sin importar el daño que esa ilusión puede causar en su organismo.

En nuestra experiencia, el nivel de insatisfacción de las mujeres con su cuerpo es generalizado: las flacas quieren unos kilos,  las caderonas quieren ser más rectas, con menos curvas y las gordas, quieren ser más flacas. Todas desean un ideal que es muy difícil de conseguir.

En el caso de las gordas es necesario entender la tipología de estos cuerpos para expresar lo mejor de ellos. La personalidad de las mujeres “plus” siempre viene asociada a la simpatía y a una belleza innata. Hay que trabajar con telas, cortes y estilos adecuados. Para facilitar el acoplamiento que debe existir entre la novia y su traje.

Verse bella es sentirse bella y eso dependerá del amor que sentimos por nosotros y por el camino que decidimos emprender al lado de nuestra pareja.

¿Te gustó? Compártelo en tu red preferida.....

junio 6, 2018